miércoles, 12 de agosto de 2015

El martinismo, una tradición literaria I – Serie Rosacruz V



El martinismo es una tradición que ha sido reflejada de manera formidable en las obras de Saint-Martin. Sus símbolos y su doctrina se encuentran perpetuados por su prolífica producción. Las enseñanzas de sus escritos nos guían hacia un encuentro místico con la Unidad. El Filósofo Desconocido estaba convencido de que una orden era más un impedimento que una ayuda. Por lo tanto, no compuso complejos rituales, ni instrucciones sistemáticas. Al contrario, por medio de una retórica iluminada, trató de conmover al estudiante y despertar en él el Deseo. Supo valerse del arte literario para inspirar en el lector preparado una sensibilidad que le abra las puertas al cristianismo interno y cardíaco. Con éste artículo, comenzamos una serie de reflexiones que nos invitan a contemplar el nacimiento y el desarrollo de la vía íntima a través de la gesta literaria de estos maravillosos textos.

Saint-Martin utilizó preferentemente el ensayo para difundir en general sus ideas y su método de realización espiritual, aunque alguna vez se vio inspirado por la poesía. También se valió de la correspondencia para instruir de forma privada a sus discípulos. En sus obras reinterpretó las revelaciones cristianas influenciado por el pensamiento iluminado de la época. Combinó el simbolismo y el romanticismo en un mundo concebido sobre la Analogía Universal. Nuestro autor, describe en detalle las consecuencias de la Caída, parte esencial de su cosmogonía, y señala la forma por la que el hombre puede regenerarse dentro del proceso de la Gran Reintegración.

Tratándose de una tradición que se apoya en lo literario, es lógico que analizar el contexto y lo hechos vinculados a sus principales obras, facilite la comprensión de los textos. Cosa que puede obtenerse fácilmente cruzando la cronología con la bibliografía. Pero en esta serie de artículos, pretendemos ir un poco más allá, al estudiar el martinismo, no ya como una sucesión de hechos históricos, sino como el fluir de los ritmos de la producción literaria de Saint-Martin. Dado que el criterio del Filósofo Desconocido, ha sido siempre escribir todo cuanto tenía que decir a sus semejantes y que creía importante comunicar. En esta primera entrega, indagaremos la aurora de su labor retórica.

Su primera producción fue editada en 1.775. En ella considera el contraste entre la corriente materialista y la filosofía de la Unidad, mediante un discurso ameno y sencillo. Este es el espíritu estético que desplegó Saint-Martin en De los Errores y de la Verdad. El título ya sugiere una antítesis, que el Philosophe Inconnu trata con gran mesura y, a la vez, con un razonamiento lúcido y vivaz. Desde su punto de vista, esta oposición, sólo es fruto de las consideraciones equivocadas de la ciencia profana, al ignorar la Causa Primera. La retórica pone de manifiesto la unificación del conocimiento de lo material y de lo espiritual al develar las relaciones de jerarquía entre ambos planos de la Creación. Para Saint-Martin no existe solución de continuidad entre los estados del Ser, por lo que la ciencia de la materia no puede ser independiente, ni estar por encima de la ciencia del espíritu.

Este libro nos muestra el comienzo de la formación doctrinal y operativa de la vía íntima. Es la síntesis de las enseñanzas y de las experiencias de Saint-Martin, y constituye los primeros pasos que lo llevarán a crear su propio método. Aunque todavía presenta una fuerte influencia de las concepciones de Martinez de Pasqually, ya es posible identificar ciertos elementos que prefiguran la senda que tomaría unos años después. Este trabajo demuestra la profunda preocupación de Saint-Martin ante la problemática que enfrentaban los grandes iniciados a finales del siglo XVIII: La confrontación y la separación entre la ciencia profana atea y la ciencia sagrada. De los Errores y de la Verdad, es el testimonio de que el principal motivo que lo lleva a desarrollar una nueva vía, es la percepción del Problema Pansófico, o la Unidad del Conocimiento Humano. Observemos que hay implícito un interés en buscar la manera de conservar la Sabiduría Perenne entre aquellos que dan a la razón un lugar preponderante en el pensamiento humano. 

Luego de la primera edición de 1.775, De los Errores y de la Verdad es revisada y corregida. Se imprime una segunda edición en Salomonopolis (Edimburgo) 1.781. Pero la versión considerada como el texto definitivo, aparece recien en Edimburgo en 1.782. Conviene mencionar algunos acontecimientos ocurridos entre estas tres ediciones:
  • Saint-Martin se convence por la experiencia personal que tanto la teúrgia externa como la masonería especulativa, no son las vías adecuadas para la realización espiritual de sus contemporáneos. Toma plena consciencia de la necesidad de buscar la sencillez de la intimidad del corazón.
  • En 1.777 en Toulousse, Saint-Martin, luego de otorgar una iniciación Elu Cohen, aconseja a sus hermanos a abandonar las prácticas de la teúrgia externa conservando sólo las plegarias.
  • Willermoz da forma al proyecto de una masonería de tendencia católica, los Caballeros Bienhechores de Ciudad Santa. Consiste en una reforma heterodoxa de la Estricta Observancia Templaria, que renuncia a remontarse históricamente al Temple. Este proyecto nace con el único aval de una filiación meramente de deseo con la doctrina de Martinez de Pasqually. Su estructura e instrucciones está sumamente cargada del idealismo y de los ornamentos propios del romanticismo templario, muy en boga entre los aristócratas de la época.
  • Entre su estancia en París y en Lyón, Saint-Martin escribe la elogiada Tabla Natural.
  • En 1.780, la Orden de los Elus Cohen llega a su fin, quedando trunco el proyecto de don Martinez de Pasqually. Las Casas, el último Soberano Gran Maestre, confía el fondo documental a la custodia de los Philaletes, facción hermética de la masonería francesa dirigida por el marqués Salvette de Langes. Hecho que marca el fin del sueño de Willermoz de legitimar a sus Caballeros Bienhechores de Ciudad Santa (R.E.R) por medio de una filiación histórica Cohen. 
  • En 1.782, Mathias Claudius traduce al Alemán De los Errores y de la Verdad, lo que permite la difusión del pensamiento de Saint-Martin al corazón de Europa. En la región que comprende el oeste de Francia, el sur de Alemania y Suiza, se habían establecido los rosacruces desde hacía varios siglos. A partir de esta traducción, el Filósofo Desconocido empieza a ganar fama en ambas orillas del Rin.
  • Ve la Luz la primera edición de la Tabla Natural. Un análisis místico trascendental de los 22 Arcanos. Si De los Errores y de la Verdad estableció de manera pública el carácter rosacruz de Saint-Martin, la Tabla Natural, demostró a los círculos de iniciados el alto grado de iluminación que había alcanzado. El texto impacta profundamente a todos los seguidores y discípulos de Saint-Martin, y se convierte en el sello distintivo de la vía íntima hasta nuestros días. La obra posee un verdadero carácter pan-cosmogónico, profundizando en la integración de los diversos sistemas simbólicos y adentrándose en el misterio de la Omnipotencia Divina. Estas cuestiones, han sido abordadas sólo por Grandes Maestros de la talla de Llull o de Boehme. De éste último, Saint-Martin aún no había tenido noticia alguna.
La fama obtenida gracias a la publicación de De los Errores y de la Verdad, y de la Tabla Natural, le abriría el camino a Estrasburgo. La ciudad mística de Alsacia, sobre el curso medio del Rin, donde en 1.616 se publicó el tercer manifiesto rosacruz: Las Bodas Alquímicas de Christian Rosenkreuz. Allí, iniciaría el estudio de Jakob Boehme, a quien ha considerado como su más importante maestro. La influencia del teósofo teutón será decisiva para terminar de dar forma a la vía cardíaca y a la constitución de la Sociedad de los Íntimos, de donde proviene la filiación actual del martinismo francés.

Estas experiencias, marcaron la vía de Regeneración de Saint-Martin. La que despojó de todo elemento superfluo y ornamental,  con el fin de infundir en el discípulo el Deseo, y de orientarlo hacia la sencillez de la oración y de la meditación en la intimidad del corazón.


Atanasio


*
*     *



Licencia de Creative Commons
El martinismo, una tradición literaria I - Serie Rosacruz by Sociedad de Estudios Martinistas is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.